+ Responder tema
Página 658 de 665 PrimerPrimer ... 158 558 608 648 656 657 658 659 660 ... ÚltimoÚltimo
Resultados 6,571 al 6,580 de 6649
  1. #6571

  2. #6572
    Senior Member nieto1 va por un camino distinguido Avatar de nieto1
    Fecha de ingreso
    19 Feb, 07
    Mensajes
    5,890





    Dios bendijo a Noé y a sus hijos, diciéndoles:
    «Sed fecundos, multiplicaos y llenad la tierra. Todos los animales de la tierra y todas las aves del cielo os temerán y respetarán; todos los reptiles del suelo y todos los peces del mar, están a vuestra disposición. Todo lo que vive y se mueve os servirá de alimento; os lo entrego, lo mismo que los vegetales. Pero no comáis carne con sangre, que es su vida. Pediré cuentas de vuestra sangre, que es vuestra vida, se las pediré a cualquier animal.
    Y al hombre le pediré cuentas de la vida de su hermano.
    Quien derrame la sangre de un hombre, por otro hombre será su sangre derramada; porque a imagen de Dios hizo él al hombre. Vosotros sed fecundos y multiplicaos, moveos por la tierra y dominadla».
    Dios dijo a Noé y a sus hijos:
    «Yo establezco mi alianza con vosotros y con vuestros descendientes, con todos los animales que os acompañan, aves, ganados y fieras, con todos los que salieron del arca y ahora viven en la tierra.
    Establezco, pues, mi alianza con vosotros: el diluvio no volverá a destruir criatura alguna ni habrá otro diluvio que devaste la tierra». Y Dios añadió:
    «Esta es la señal de la alianza que establezco con vosotros y con todo lo que vive con vosotros, para todas las generaciones: pondré mi arco en el cielo, como señal de mi pacto con la tierra».





    En aquel tiempo, Jesús y sus discípulos se dirigieron a las aldeas de Cesarea de Filipo; por el camino, preguntó a sus discípulos:
    «¿Quién dice la gente que soy yo?». Ellos le contestaron:
    «Unos, Juan el Bautista; otros, Ellas; y otros, uno de los profetas». Él les preguntó:
    «Y vosotros, ¿quién decís que soy?». Tomando la palabra Pedro le dijo:
    «Tú eres el Mesías».
    Y les conminó a que no hablaran a nadie acerca de esto. Y empezó a instruirlos:
    «El Hijo del hombre tiene que padecer mucho, ser reprobado por los ancianos, sumos sacerdotes y escribas, ser ejecutado y resucitar a los tres días». Se lo explicaba con toda claridad. Entonces Pedro se lo llevó aparte y se puso a increparlo. Pero él se volvió y, mirando a los discípulos, increpó a Pedro:
    -« Ponte detrás de mí, Satanás! ¡Tú piensas como los hombres, no como Dios!».

    Palabra del Señor.

  3. #6573

  4. #6574
    Senior Member nieto1 va por un camino distinguido Avatar de nieto1
    Fecha de ingreso
    19 Feb, 07
    Mensajes
    5,890





    Toda la tierra hablaba una misma lengua con las mismas palabras.
    Al emigrar los hombres desde oriente, encontraron una llanura en la tierra de Senaar y se establecieron allí. Se dijeron unos a otros:
    «Vamos a preparar ladrillos y a cocerlos al fuego».
    Y emplearon ladrillos en vez de piedras, y alquitrán en vez de argamasa. Después dijeron:
    «Vamos a construir una ciudad y una torre que alcance al cielo, para hacernos un nombre, no sea que nos dispersemos por la superficie de la tierra». El Señor bajó a ver la ciudad y la torre que estaban construyendo los hombres.
    Y el Señor dijo:
    «Puesto que son un solo pueblo con una sola lengua y esto no es más que el comienzo de su actividad, ahora nada de lo que decidan hacer les resultará imposible. Bajemos, pues y confundamos allí su lengua, de modo que ninguno entienda la lengua del prójimo». El Señor los dispersó de allí por la superficie de la tierra y cesaron de construir la ciudad.
    Por eso se llama Babel, porque allí confundió el Señor la lengua de toda la tierra, y desde allí los dispersó el Señor por la superficie de la tierra.





    En aquel tiempo, llamando a la gente y a sus discípulos, Jesús les dijo:
    «Si alguno quiere venir en pos de mí, que se niegue a sí mismo, tome su cruz y me siga. Porque, quien quiera salvar su vida, la perderá; pero el que pierda su vida por mí y por el Evangelio la salvará. Pues
    ¿de qué le sirve a un hombre ganar el mundo entero y peder su alma? ¿O qué podrá dar uno para recobrarla? Quien se avergüence de mí y de mis palabras en esta generación adúltera y pecadora, también el Hijo del hombre se avergonzará de él cuando venga con la gloria de su Padre entre sus santos ángeles». Y añadió:
    «En verdad os digo que algunos de los aquí presentes no gustarán la muerte hasta que vean el reino de Dios en toda su potencia».

    Palabra del Señor.

  5. #6575

  6. #6576
    Senior Member nieto1 va por un camino distinguido Avatar de nieto1
    Fecha de ingreso
    19 Feb, 07
    Mensajes
    5,890





    Hermanos:
    La fe es fundamento de lo que se espera, y garantía de lo que no se ve. Por su fe, son recordados los antiguos.
    Por la fe, sabemos que el universo, fue configurado por la palabra de Dios, de manera que lo visible procede de lo invisible.
    Por la fe, Abel ofreció a Dios un sacrificio mejor que Caín; por ella, Dios mismo, al recibir sus dones, lo acreditó como justo; por ella sigue hablando después de muerto.
    Por fe, fue arrebatado Henoc, sin pasar por la muerte; no lo encontraban, porque Dios lo había arrebatado; en efecto, antes de ser arrebatado se le acreditó que había complacido a Dios, y sin fe es imposible complacerle, pues el que se acerca a Dios debe creer que existe y que recompensa a quienes lo buscan. Por fe. Noé, advertido Noé de lo que aún no se veía, tomó precauciones y construyó un arca para salvar a su familia; por ella condenó al mundo y heredo la justicia que viene de la fe.





    En aquel tiempo, Jesús tomó consigo a Pedro, a Santiago y a Juan, subió aparte con ellos solos a un monte alto, y se transfiguró delante de ellos. Sus vestidos se volvieron de un blanco deslumbrador, como no puede dejarlos ningún batanero del mundo.
    Se les aparecieron Elías y Moisés, conversando con Jesús.
    Entonces Pedro tomó la palabra y le dijo a Jesús:
    «Maestro, ¡qué bueno es que estemos aquí! Vamos a hacer tres tiendas, una para ti, otra para Moisés y otra para Elías». No sabía qué decir, pues estaban asustados.
    Se formó una nube que los cubrió, y salió una voz de la nube:
    «Este es mi Hijo amado; escuchadlo».
    De pronto, al mirar alrededor, no vieron a nadie más que a Jesús, solo con ellos.
    Cuando bajaban del monte, les ordenó que no contasen a nadie lo que habían visto hasta que el Hijo del hombre resucitara de entre los muertos.
    Esto se les quedó grabado, y discutían qué quería decir aquello de resucitar de entre los muertos.
    Le preguntaron:
    «¿Por qué dicen los escribas que primero tiene que venir Elías?». Les contestó él:
    «Elías vendrá primero y lo renovará todo. Ahora, ¿por qué está escrito que el Hijo del hombre tiene que padecer mucho y ser despreciado? Os digo que Elías ya ha venido, y han hecho con él lo que han querido, como estaba escrito. Acerca de él».

    Palabra del Señor.

  7. #6577

  8. #6578
    Senior Member nieto1 va por un camino distinguido Avatar de nieto1
    Fecha de ingreso
    19 Feb, 07
    Mensajes
    5,890





    El Señor habló a Moisés:
    «Di a la comunidad de los hijos de Israel:
    “Sed santos, porque yo, el Señor, vuestro Dios, soy santo.
    No odiarás de corazón a tu hermano, pero reprenderás a tu prójimo, para que no cargues tú con su pecado.
    No te vengarás de los hijos de tu pueblo ni les guardarás rencor, sino que amarás a tu prójimo como a ti mismo.
    Yo soy el Señor”».





    Hermanos:
    ¿No sabéis que sois templo de Dios y que el Espíritu de Dios habita en vosotros?
    Si alguno destruye el templo de Dios, Dios lo destruirá a él; porque el templo de Dios es santo: y ese templo sois vosotros.
    Que nadie se engañe. Si alguno de vosotros se cree sabio en este mundo, que se haga necio para llegar a ser sabio.
    Porque la sabiduría de este mundo es necedad ante Dios, como está escrito: «Él caza a los sabios en su astucia».
    Y también: «El Señor penetra los pensamientos de los sabios y conoce que son vanos».
    Así, pues, que nadie se gloríe en los hombres, pues todo es vuestro: Pablo, Apolo, Cefas, el mundo, la vida, la muerte, lo presente, lo futuro. Todo es vuestro, vosotros de Cristo, y Cristo de Dios.





    En aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos:
    «Habéis oído que se dijo: “Ojo por ojo, diente por diente”. Pero yo os digo: no hagáis frente al que os agravia. Al contrario, si uno te abofetea en la mejilla derecha, preséntale la otra; al que quiera ponerte pleito para quitarte la túnica, dale también el manto; a quien te requiera para caminar una milla, acompáñale dos; a quien te pide, dale, y al que te pide prestado, no lo rehuyas. Habéis oído que se dijo: “Amarás a tu prójimo y aborrecerás a tu enemigo”.
    Pero yo os digo: amad a vuestros enemigos, y rezad por los que os persiguen, para que seáis hijos de vuestro
    Padre celestial, que hace salir su sol sobre malos y buenos, y manda la lluvia a justos e injustos.
    Porque, si amáis a los que os aman, ¿qué premio tendréis? ¿No hacen lo mismo también los publicanos? Y, si saludáis solo a vuestros hermanos, ¿qué hacéis de extraordinario? ¿No hacen lo mismo también los gentiles? Por tanto, sed perfectos, como vuestro Padre celestial es perfecto».

    Palabra del Señor.

  9. #6579

  10. #6580
    Senior Member nieto1 va por un camino distinguido Avatar de nieto1
    Fecha de ingreso
    19 Feb, 07
    Mensajes
    5,890





    Toda sabiduría viene del Señor y está con él eternamente.
    La arena de los mares, las gotas de la lluvia y los días del mundo, ¿quién los contará?
    La altura de los cielos, la anchura de la tierra y la profundidad del abismo, ¿quién las escrutará?
    ¿Quién ha escrutado la sabiduría de Dios, que es anterior a todo.
    Antes que todo fue creada la sabiduría, y la inteligencia prudente desde la eternidad.
    La fuente de la sabiduría es la palabra de Dios en las alturas y sus canales son mandamientos eternos La raíz de la sabiduría, ¿a quién fue revelada? y sus recursos, ¿quién la conoció?
    La ciencia de la sabiduría, ¿a quién fue revelad? y su mucha experiencia, ¿Quién la conocía? Uno solo es sabio, temible en extremo: el que está sentado en su trono.
    El Señor mismo creó la sabiduría, la vio, la midió y la derramó sobre todas sus obras.
    Se la concedió a todos los vivientes y se la regaló a quienes lo aman.





    En aquel tiempo, Jesús y los tres discípulos bajaron del monte y volvieron a donde estaban los demás discípulos, vieron mucha gente alrededor, y a unos escribas discutiendo con ellos.
    Al ver a Jesús, la gente se sorprendió, y corrió a saludarlo. Él les preguntó:
    «¿De qué discutís?».
    Uno de la gente le contestó:
    «Maestro, te he traído a mi hijo; tiene un espíritu que no le deja hablar y, cuando lo agarra, lo tira al suelo, echa espumarajos, rechina los dientes y se queda rígido. He pedido a tus discípulos que lo echen, no han sido capaces». Él, tomando la palabra, les dice:
    «¡Generación incrédula! ¿Hasta cuándo estaré con vosotros? ¿Hasta cuándo os tendré que soportar? Traédmelo».
    Se lo llevaron.
    El espíritu, en cuanto vio a Jesús, retorció al niño; este cayó por tierra y se revolcaba echando espumarajos.
    Jesús preguntó al padre:
    «¿Cuánto tiempo hace que le pasa esto?». Contestó él:
    «Desde pequeño. Y muchas veces hasta lo ha echado al fuego y al agua, para acabar con él. Si algo puedes, ten compasión de nosotros y ayúdanos». Jesús replicó:
    «¿Si puedo? Todo es posible al que tiene fe». Entonces el padre del muchacho gritó:
    «Creo, pero ayuda a mi falta de fe».
    Jesús, al ver que acudía gente, increpó al espíritu inmundo, diciendo:
    «Espíritu mudo y sordo, yo te lo mando: sal de él y no vuelvas a entrar en él». Gritando y sacudiéndolo violentamente, salió.
    El niño se quedó como un cadáver, de modo que muchos decían que estaba muerto. Pero Jesús lo levantó, cogiéndolo de la mano, y el niño se puso en pie.
    Al entrar en casa, sus discípulos le preguntaron a solas:
    «¿Por qué no pudimos echarlo nosotros?». Él les respondió:
    «Esta especie solo puede salir con oración».

    Palabra del Señor.

Etiquetas para este tema

Permisos de publicación

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes